Saltar al contenido

Estados Unidos tiene ya más de 3,000 casos que han dado positivo al coronavirus:

15 marzo, 2020

El número de casos nuevos de coronavirus en Estados Unidos supera los 3,000 en la noche del martes, según reporta The New York Times, lo que indica que la enfermedad contagiosa se ha extendido ampliamente por las comunidades de costa a costa del país.

El primer caso de coronavirus en Estados Unidos se anunció el pasado 21 de enero en el estado de Washington. Pero ahora aparece en todas la regiones del país, incluyendo Massachusetts donde se registraron decenas de casos del martes y Dakota del Sur, con 5 nuevos casos, uno de los cuales ha muerto.

Las autoridades están tomando decisiones como la delimitar las grandes reuniones públicas y cada vez más piden a los estudiantes que tomen clases en línea.

Grandes corporaciones también están decidiendo aumentar la cantidad de trabajadores que pueden trabajar desde sus casa, limitando las posibilidades de diseminar la enfermedad contagiosa.

La gente necesita estar preparada para algunos cambios importantes en sus vidas, dijo un funcionario federal.

Nos gustaría que el país se dé cuenta de que, como nación, no podemos estar haciendo el tipo de cosas que estábamos haciendo hace unos meses. No importa si estás en un estado que no tiene casos o un caso”, dijo el Dr. Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas.

Las advertencias para limitar la interacción pública han provocado que los políticos cancelen o cambien las manifestaciones de campaña, los educadores cierren los distritos escolares o les digan a los estudiantes universitarios que tomen clases en línea, y los programas de televisión y los equipos deportivos reconozcan que pueden tener que pasar un tiempo sin audiencias.

Algunas de las mayores universidades del país también están cambiando a clases en línea en espera de contener el posible contagio con el coronavirus.

Y en un período electoral presidencial, los candidatos demócratas están decidiendo realizar presentaciones sin público, como sucederá en el próximo debate presidencial demócrata en Arizona.

Comentarios